Animación en el XI mercado medieval de La Adrada

La lluvia restó asistencia de público, pero aún así fueron muchos los que participaron en este festejo multicolor

 

La persistente lluvia que cayó durante los días del mercado, restó asistencia de público, pero aún así fueron muchos los que participaron y se acercaron a La Adrada para presenciar este singular festejo organizado por el Ayuntamiento de La Adrada, que una vez más tuvo por escenario las calles de esta villa, engalanadas para la ocasión con estandartes, toldos arlequinados y banderolas multicolores.

Multitud de puestos artesanales, público con atuendos medievales, músicos, juglares, danzarinas, arqueros, malabaristas y comediantes, aportaron (tan pronto como la lluvia daba un ratito de tregua) el bullicio y el jolgorio necesario para mantener la fiesta viva y animada durante la XI edición del mercado medieval.


Dulces artesanales, quesos, empanadas, y todo tipo de asados, que seducían a los paseantes con el humo de las parrillas a probar alguno de los contundente manjares, formaban parte de la oferta del buen yantar. Junto a ellos, tenderetes de todo tipo, artesanía, bisutería, jabones artesanales, libros, plantas medicinales etc.

Los niños se lo pasaron en grande con juegos y talleres diversos, con la barca, el tiovivo y con tranquilos paseos subidos al lomo de pacíficos y dóciles borriquitos.

No faltaron los tradicionales espectáculos de animación, pasacalles, danzas orientales, talleres de tiro al arco y de esgrima, concierto de madrigales, demostraciones de cetrería, y representaciones con una espectacular ambientación escénica que este año corrió a cargo de la empresa La Fragua de Vulcano, una de las pioneras y de más prestigio en el desarrollo de recreaciones históricas y mercados de época.

La Adrada estuvo muy animada por un público, que a pesar de los aguaceros más o menos esporádicos, acudió a nuestra villa. Animación que sobre todo en los dos últimos días, hizo que en algunos momentos fuera imposible transitar por las calles del mercado.

Y es que, luzca el sol o llueva, este mercado goza de muy buena salud gracias al entusiasmo que todos los años brindan a este festejo los vecinos de La Adrada y su Ayuntamiento, logrando también en esta ocasión que El Mercado Medieval de La Adrada, sea auténtico, divertido y uno de los mejores de toda la región.

 

¡Hasta el próximo mercado!

 

Share on Facebook62Share on Google+3Tweet about this on Twitter0Email this to someone