El fotógrafo

El pueblo carecía de fotógrafo antes de los años 50. Para retratarse se acudía a los servicios del «Manco», tío de Oscar Díaz, que vive en Sotillo de La Adrada y que actualmente posee una espléndida bodega con riquísimo moscatel y licor gloria, capaz de deleitar a cualquier paladar.

Fue en aquellos años a todos los efectos, el fotógrafo de La Adrada.

Visto 762 veces.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecer una mejor experiencia y navegación. Al continuar navegando entendemos que usted acepta nuestra política de privacidad. ACEPTAR

Aviso de cookies